Cómo jugar al Bacará

Cómo jugar al Bacará

El Bacará o Baccarat es uno de los juegos más emocionantes que se ofrecen en casinos de todo el mundo. Se trata del juego de agentes secretos y villanos en películas de espías y acción de todos los tiempos. Sus reglas son fáciles de dominar y, por lo tanto, es perfecto para nuevos jugadores así como para los más antiguos. A diferencia de otros juegos de azar como el póker, la ruleta, los dados o el Blackjack que están llenos de aristas, este es sencillo.

Su origen es incierto, tal como sucede con la mayoría de este tipo de juegos, pero tanto Francia como Italia se disputan su origen. La versión más aceptada es que el juego surgió en Italia a finales del siglo XV en manos de un hombre llamado Félix Falgurien. Luego se expandió por Florencia, Nápoles y Génova y, tras la invasión francesa del reino de Nápoles en 1494, soldados franceses llevaron el juego a su país. Fue allí que el Bacará cobró mayor importancia y se exportó al resto del mundo, convirtiéndose en el juego que hoy se conoce y juega en todo el mundo.

Este artículo repasa las reglas del juego, las mejores estrategias para ganar y cuánto paga la versión en línea. También se hace una mención y breve descripción de distintas variantes del juego (incluyendo las tradicionales).

Reglas del Bacará

El Bacará se juega con tres o seis mazos de 52 cartas barajadas en conjunto. Se reparten seis u ocho cartas puestas en un depósito también conocido como “zapato” en el que participan al mismo tiempo la banca y los jugadores. Para ganar, el jugador debe apostar por una de tres posibilidades de juego: que gane el Jugador, que gane la Banca o que haya un Empate entre ambos. También es posible realizar, al mismo tiempo, una apuesta a un empate y a la mano del jugador o la banca, pero no al jugador y la banca en la misma mano.

De este modo, el objetivo del juego es adivinar quién conseguirá un total de puntos lo más próximo a 9 posible con las cartas de su mano. Otra resolución posible pero menos frecuente es apostar al empate de puntajes entre la mano del jugador y la de la banca. Si el jugador hace una apuesta victoriosa, suma un triunfo que incrementará su propia banca hasta el momento de abandonar la mesa.

Las cartas en el Bacará tienen valores muy específicos que no siempre coinciden con el número expuesto. Las cartas menos confusas son los números (2, 3, 4, 5, 6, 7, 8 y 9) que sí mantienen el mismo valor que el número de la carta. Por su parte, el As vale un punto y cartas que en otros juegos tienen valores más altos como 10, J, Q y K en el Bacará valen 0 puntos.

Antes de repartirse las cartas, se realizan las apuestas de los jugadores. Una vez finalizado esto, el crupier reparte dos cartas a cada jugador y dos a la banca. Luego se revelan las cartas y el crupier anuncia los puntajes. Si estas suman 9 u 8 puntos, se dice que es una jugada “natural”. De este modo, finaliza el juego con un ganador y se pagan las apuestas según las probabilidades establecidas en la siguiente tabla:

Ganador Pago
Banca 1 a 1*
Jugador 1 a 1
Empate 8 a 1

*menos una comisión.

Si, en cambio, el jugador tiene una mano con un puntaje entre 0 y 5, se le reparte una tercera carta. Por su parte, la banca recibe una tercera carta en las siguientes situaciones:

Total de las dos cartas de la banca La banca extrae una carta si la 3ra carta del jugador es…
0 Cualquiera
1 Cualquiera
2 Cualquiera
3 Cualquiera (excepto un 8)
4 Entre 2 y 7
5 Entre 4 y 7
6 Entre 6 y 7
7 No extrae una carta
8 No extrae una carta
9 No extrae una carta

Estas reglas se siguen incluso si la banca podría ganar con dos cartas. Es importante saber que ninguna de las manos puede tener jamás más de tres cartas.

Por último, si la mano del jugador tiene un puntaje de seis o siete, la banca extrae una carta si su mano tiene un puntaje entre 0 y 5.

Estrategias para ganar en el Bacará

La mejor estrategia en este juego es no apostar por un empate. Hacerlo puede ser tentador, especialmente porque el pago es de 8 a 1. Sin embargo, esto se debe a que las probabilidades de que haya un empate son muy bajas: se calcula que sucede uno por cada 9,5 manos.

En cambio, la mejor opción en muchos casos es apostar por la banca a pesar que haya que pagar una comisión. Esto se debe a que hay más probabilidades de ganar la mano de la banca (45,85%) que la del jugador (44,62%). También es buena opción apostar a la mano del jugador, aunque en menor medida.

Cuánto paga el Bacará en línea

La versión online del Bacará suele tener comisiones más bajas que otros juegos virtuales de azar. De hecho, la comisión del 5% que hay que pagar al apostar a la banca tiene lugar porque el margen de la casa es más bajo que el del jugador. Esto también indica que las probabilidades de que el jugador gane son más bajas. La razón para que esto suceda es porque la banca tiene su lugar después del jugador y, por lo tanto, tiene la ventaja de ya conocer la mano de su oponente previo a su propia jugada.

Por su parte, el retorno teórico para el jugador (RTP) en el Bacará es el siguiente:

  • Apuesta a la banca: 98,94 %
  • Apuesta al jugador: 98,76 %
  • Apuesta al empate: 85,64 %

Nuevamente vemos que la peor opción suele ser apostar a un empate.

Variantes del Bacará

El Bacará tiene muchas variantes, pero a continuación se listan y describen las más populares:

  • Chemin de Fer. Es la variante francesa del juego y es, de hecho, la original. Aquí se juega con seis barajas y uno de los jugadores asume el papel de la banca mientras que el resto son jugadores. De estos, quien haya hecho la apuesta más alta pasa a representar los jugadores ‘no banqueros’ y decide el curso de la acción. Siguiendo el sentido de las agujas del reloj, a todos los jugadores les llega el turno de ser la banca en algún momento.
  • Punto y banca. Así como el Chemin de Fer es la variante francesa del Bacará, esta es la versión estadounidense, y está presente en todos los casinos de Las Vegas. Aquí también la banca va pasando de jugador en jugador en sentido de las agujas del reloj, aunque realmente el control lo tiene la casa.
  • Mini/Midi Bacará. El Mini Bacará es un formato más ágil y rápido con seis barajas en el que el crupier revela todas las cartas rápidamente y así el jugador decide si va pedir que se le reparta otra carta o no. Entre el Bacará tradicional y el Mini hay una versión intermedia llamada Midi Bacará que es una mezcla de ambos formatos siendo menos ágil que el Mini pero más que la versión tradicional.
  • EZ Baccarat. Esta variante es, para algunos, más emocionante pues permite que los jugadores coloquen dos apuestas adicionales: Dragon 7, que se paga 40 a 1, y Panda 8, que se paga 25 a 1.
  • Punto 2000/Super 6. Aquí no hay comisión del 5%, pero cuando la banca gana con seis puntos en una mano, se paga el 50% de la apuesta (0,5 a 1). El resto de las apuestas se pagan de la misma manera que en la forma tradicional.
  • Super Pan 9. Esta versión se juega con un mazo de 36 cartas donde solamente faltan el 7, 8, 9 y 10 (el resto de las cartas de la baraja permanecen como de costumbre).
  • Baccarat de tres cartas. Aquí, tanto el jugador como la banca reciben tres cartas en la repartida inicial. La mano que contenga tres caras vale más y es, por lo tanto, la ganadora.

Como se puede apreciar, el Bacará es un juego sencillo pero emocionante que, precisamente por esto, ha conquistado a jugadores alrededor del globo desde hace siglos. Es también por esta razón que es el juego predilecto de muchos filmes en los que se desarrollan escenas de acción y enigma en casinos tales como los de la saga 007.

Manejar el Bacará a la perfección puede ser más sencillo que con otros juegos como el Blackjack o los dados, pero no por eso es menos entretenido. De hecho, si bien es un juego que en muchos casos sirve como iniciación a otros con reglas más complicadas o que pagan más dinero, esto no quiere decir que se reduzca a aquella categoría. Además, al tener muchas variantes parecidas entre sí, el juego parece presentar cierta movilidad o cambio para jugadores más experimentados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *